.

.
KEEP CALM and GO BAREFOOT

miércoles, 14 de noviembre de 2018

VI MEDIA MARATON DE ALGECIRAS.....




   Alguien dijo alguna vez, quien no demuestra lo que siente, pierde lo que quiere. Respirar,  disfrutar, sentir, sonreír, compartir, competir, vivir  y sobre todo correr.   Esto último, se ha convertido en una autentica licencia en mi devenir. No concibo pasar largo tiempo sin hacerlo, será una enfermedad…? nada más lejos de la realidad. Es el bálsamo que me mantiene fresco, me recarga y sobre todo me  transfiere esa energía tan vital que necesitamos  para seguir y seguir.
Cada vez tengo más claro que lo importante es que la formula:  estar, no fallar y  terminar contento, es lo principal.  Esta ecuación resume mi participación en la  sexta maratón de mi pueblo.
El domingo allí estaba en la salida de esta bonita carrera que cada vez se está haciendo  mayor.  Cantidad de amigos por todos los lados y con muchísimas ganas de gastar huaraches por las calles que me han visto crecer.  Allí estaba Eduardo con su optimismo como bandera, Javier, no dejando pasar la ocasión de correr por su pueblo e irradiando como siempre  amistad, los amigos del club deportivo Trail Team 3x4,  los compis de mi club  atletas veteranos, Oscar y muchos más.



Me encontraba bien, aunque lejos de mis mejores momentos, pero con la seguridad que lo podía hacer medianamente bien.  Los años pasan y soy consciente de que  cada vez me iré alejando más  de mis marcas persónales, lo que no me importa en absoluto, es lo que hay.
Pistoletazo y a correr. Nada más salir empezamos a subir una pequeña cuesta  en la que noto las piernas tensas, prácticamente no había calentado. Todo normal, sabía que hasta que no pasaran un par de kms. no empezaría a encontrarme mejor  como  habitualmente me suele ocurrir.


El paseo marítimo largo muy largo. Voy sin presión   a un ritmo muy cómodo el cual me permite  ir disfrutando del entorno, de la gente y de tantos  conocidos que me voy  encontrando.  Por aquí  las piernas van más sueltas y cada vez me   encuentro mejor. La sensaciones increíbles, inigualable correr por esta zona y todo para mi no tiene precio. Entramos por la zona portuaria, quizás lo más feo del recorrido, el calor empieza a apretar y se  me hace algo duro este tramo. Cruzamos el puente del acceso norte y llegamos a  el Rinconcillo, se hace más ameno este tramo, ya andamos por la mitad y hay gente animando en algunas zonas  lo cual se agradece enormemente.  Sobre el kilómetro quince empiezo a notar los primeros síntomas de cansancio. Las piernas ya no van tan sueltas que unido al calor, hacen que vaya bajando el ritmo. Poco a poco me van adelantando corredores, ya  voy regulin. Empiezo a pagar la falta de preparación. Una media maratón es una prueba con bastante entidad a la cual hay que tenerle respeto.


De nuevo el paseo marítimo, la zona baja de la ciudad y el último repecho importante, el secano. Ya voy  tirando de cabeza. Casi toda la carrera había mantenido un ritmo por debajo de  cinco y  por aquí estaba por encima.   Quedaba muy poco. La avenida principal  y en el horizonte la meta. Mucha animación, aprieto los dientes y cruzo el arco.  Llego tremendamente cansado pero contentísimo de  haber corrido y disfrutado de mi pueblo.  El concejal  de deporte me entrega la medalla y me felicita. El tiempo oficial 1:40  a 4:50 el kms. Muy contento,  satisfecho y cada vez más motivado  de correr con sandalias. 
 Destacar la organización, buenas zonas de avituallamiento y  la mucha  atención al final. Seguimos en la brecha  y como diría mi buen amigo  Eduardo “vive la vida”...

miércoles, 3 de octubre de 2018

XIX CARRERA URBANA CIUDAD DE ALGECIRAS....





Si tienes miedo de fallar, probablemente falles. Es lo que me planteaba en cierto modo hace ya algún tiempo cuando decidí cambiar de camino. Todo ha tenido una justificación, no ha sido por capricho, pero lo que tengo clarísimo que la elección ha sido la correcta. Solo puedo hablar de satisfacciones y de todo lo positivo que me ha reportado el minimalismo.
El domingo se disputo la ya clásica carrera popular de Algeciras. Es una prueba  que  aunque me gusta mucho, no es la que me va mejor por mi forma de correr, prefiero distancias más largas.
Tenía dudas si correrla con las huaraches o descalzo, había algunas zonas del recorrido, sobre todo al principio y al final, que el asfaltó estaba bastante desgatado lo que suponía un hándicap importante para mis pies si pretendía  llevar un ritmo vivo.


Al final me decidí por   hacerla descalzo. Es como mejor me siento, no se pueden describir las sensaciones. La percepción natural con el entorno es algo mágico  en cada pisada,  que te va cargando de una energía especial. Evidentemente también están esas piedrecillas que de vez en cuando te vas clavando pero que no suponen ningún inconveniente ya que el pie reacciona a la perfección.


Mucha animación como siempre y gran participación de corredores de mi club. Pistoletazo y a correr. El primer kilometro es en continua subida. Empecé con fuerza, me encontraba bien y fui adelantando a bastante corredores, ya que salí casi de los últimos. A partir de aquí,  el recorrido se suavizaba bastante. Cada vez me iba encontrando mejor, los pies de maravilla y el ritmo de lujo para ir descalzo. Llegamos al paseo marítimo y ya la carrera iba bastante estirada. Continuaba con unas magnificas sensaciones, iba viviendo y disfrutando a tope todo el recorrido. De vez en cuando  escuchaba algunos comentarios de la gente  extrañadas  al verme descalzo, tenían toda la razón, no es normal ver a alguien corriendo de este modo.
La ultima cuesta es la que antecede a la meta, justo antes de llegar al estadio, donde había que dar una vuelta a las pistas antes de cruzar el arco. Por aquí,  empecé a notar un pequeño bajón que lo superé nada más entrar,  adelantando  a varios corredores sobre el tartam.
Al final me marcó el crono 30,54 a un ritmo medio de 4,28 el km. Muy contento terminé. Los pies perfectos y unas sensaciones increíbles durante toda la carrera. Más tarde me enteré que había conseguido ser tercero en mi categoría, lo que ya fue el remate del día.



Contentísimo  de mi primer pódium descalcista y sobre todo agradecer las muestras de animó y de cariño de tantos amigos y compañeros. Seguiremos avanzando en este mundillo del minimalismo del que  cada vez me siento más y mejor  corredor.